Cronica de una deuda Anunciada

verimg

“Hacete amigo del Juez

No le dés de qué quejarse;-

Y cuando quiera enojarse

Vos te debés encojer,

Pues siempre es güeno tener

Palenque ande ir a rascarse”.

(Martín Fierro, de José Hernández.)

 

 

           ECONOMIA-COMUNICACIÓN-MEDIOS              

No somos Kansas o Nuevo México, ni siquiera Puerto Rico, como parecen creer algunos medios, periodistas o analistas locales. Las relaciones entre estados son de respeto mutuo y no de obediencia, vale aclarar de entrada.

Quienes en una nota anterior caracterizábamos como cipayos locales apuntan hoy en sus ataques y críticas férreas al principal defensor de los intereses del país ante el ataque de los buitres, el ministro Kicillof y a la presidenta misma, con denuncias y acusaciones absurdas o, al menos, inoportunas, en plena lucha contra los fondos buitresEsta especie de quinta columna de la American Task Force Argentina (Grupo de Tareas Argentina de Norteamérica, vaya nombrecito que se pusieron) a cargo de Bonelli, Lanata y demás no tienen reparos en erosionar, dañar a los principales negociadores argentinos frente a esta patriada contra los intereses contrarios a la salud económica argentina actual y futuraEs como si frente a la final del mundial de fútbol contra Alemania pidieran que saquemos a Messi, Mascherano y Sabella en medio del partido.

Veamos cómo lo hacen; pero primero repasemos lo que dicen quienes participan del abrumador apoyo a la posición de nuestro país:

 

Fondos buitre: los cinco argumentos de la ONU a favor de la Argentina.

Un informe de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD) dio a conocer cinco argumentos de este organismo de la ONU a favor de Argentina en el conflicto con los fondos buitre, y advirtió que “se puede terminar en una situación en la que los holdouts pongan en peligro a todos los países”.

Luego del escenario planteado por el fallo del juez federal de Nueva York Thomas Griesa, la UNCTAD comenzó a trabajar en proyectos de derecho internacional para detener el avance de los fondos buitre.

1- Al analizar los lineamientos para que las reestructuraciones de las deudas soberanas no puedan ser puestas en jaque por fondos de inversión especulativos, la ONU remarcó que “si el gobierno argentino acepta las condiciones que imponen los buitres, poniendo en riesgo toda su reestructuración de deuda soberana, se generará un precedente legal con implicaciones profundas para el sistema financiero internacional”.

2- También estimó que en el mismo caso “se eliminarán los incentivos financieros para los acreedores que participaron en la reestructuración de deuda“. “En particular para los bonos en circulación sin una cláusula de acción colectiva. Esto producirá inestabilidad en los mercados financieros internacionales”, afirmó el análisis de la UNCTAD.

3- Además puntualizó que “si algunos grupos de inversores interrumpen la posibilidad de una reestructuración, otros acreedores dejarán de recibir sus pagos y se generará un panorama de incertidumbre”El informe consideró que si prospera el fallo de Griesa, “las instituciones financieras tendrán que dar datos sobre los activos de los países”, y evaluó que “esto producirá un impacto significativo en el sistema financiero internacional, ya que obligará a facilitar información confidencial global sobre las transacciones de los estados para la ejecución de la deuda”.

“Esto producirá inestabilidad en los mercados financieros internacionales”.

4- La ONU sostuvo que “la inmunidad soberana en el poder se erosionará”, porque indicó que “si no existe un marco que otorgue certeza legal, se puede terminar en una situación en la que los holdouts pongan en peligro a todos los países”.

Señaló que “la sentencia de Griesa puede abrir puertas a otros casos similares que dependen de interpretaciones de los tribunales en virtud de la ley de Nueva York, la ley británica u otras leyes”, y estimó que “abundarán imitadores” a los fondos buitre.

5- El organismo también destacó que “la Corte Suprema de los Estados Unidos tiene fallos que demuestran la falta de un mecanismo internacional de renegociación de la deuda”. Al respecto advirtió que “esto llevó a la fragmentación ya que tiene un vacío de foros legales, creando así la inconsistencia y la imprevisibilidad”.

Nota completa

El grupo de los principales economistas de la UBA, el Plan Fénix dijo (en forma resumida) lo siguiente:

NEGOCIAR CON FIRMEZA

El actual diferendo con los fondos buitres y el reciente fallo de un Juez norteamericano, prolonga una situación planteada desde la reestructuración de la deuda argentina. Esto ha provocado 900 demandas de embargo sobre activos de argentina en el exterior, incluyendo la Fragata Libertad. Estas acciones no impidieron la recuperación de la economía argentina y la capacidad decisoria del Estado de un país soberano.

Estas son las bases para negociar con firmeza el diferendo planteado, para lograr un arreglo consistente con el interés nacional y consolidar la exitosa restructuración de la deuda. La postura adoptada por el Estado argentino, a través del pago del próximo vencimiento y la declaración que fija la posición del país, implica negociar sin miedo y asumir la posibilidad de que no haya acuerdo, si se pretenden concesiones inaceptables. Desde esta postura, el peor de los escenarios posibles es el de la prolongación de un conflicto que lleva ya una década y que no ha impedido la normalidad de las transacciones internacionales, la radicación de inversiones productivas desde el exterior ni la plena participación del país en todos los foros del mundo global.

Desde su misma fundación, a fines del 2000, cuando se avecinaba la debacle de la estrategia neoliberal, desde el Plan Fénix enfatizamos que la deuda era impagable en sus términos originales. A partir de allí, propusimos la reestructuración de la deuda para recuperar la soberanía perdida y la viabilidad de la economía argentina. La recuperación era plenamente posible sobre la base de los recursos propios.

En esta instancia, afirmamos nuestra total adhesión a la estrategia de negociar sin miedo y con firmeza defendiendo la soberanía nacional y el derecho a trazar el sendero de nuestro desarrollo dentro del orden mundial.

Cátedra Abierta Plan Fénix

Facultad de Ciencias Económicas

Universidad de Buenos Aires

Más ejemplos de apoyo a la versión argentina del conflicto:

Especialista británico dice que Argentina realiza acciones “inteligentes” con los fondos buitre.

El especialista en finanzas Felix Salmon consideró que el país está llevando a cabo acciones “inteligentes” en procura de solucionar el conflicto con los fondos buitre, y opinó que el fallo del juez estadounidense Thomas Griesa no es justo.

Salmon es un periodista especializado en finanzas, y tituló su trabajo “Soberanos contra buitres, cómo las cortes de los Estados Unidos están trastocando las finanzas internacionales”.
El texto se publicó en la revista Foreign Affaires, publicación del Council of Foreign Affaire, un consejo de la Unión Europea, y. en el escrito el periodista acusó a la Corte Suprema de los Estados Unidos de ser “peligrosamente fundamentalista” y de “tener el poder para poner a una nación soberana de rodillas”.
Luego, el periodista fue entrevistado por el diario “Tiempo Argentino” y se le preguntó sobre cuáles son las consecuencias para los países soberanos del fallo de Griesa, tras lo cual opinó: “Todavía no hemos llegado a desarrollar toda la trama detrás del conflicto”.

“Es posible que los países soberanos tengan más dificultades para la reestructuración de deuda bajo Ley Nueva York, pero ahí todo depende de cómo se formule el bono en su emisión y bajo qué ley decida emitir. Es posible que fuera de Nueva York se siga tratando igual que antes, o puede que sigan esta interpretación”, expresó.
“Creo que la Argentina está haciendo una acción inteligente, diciendo `estamos tratando de pagar esto, pero el problema es que el dinero no llegará realmente a los bonistas. No pueden decir que no intentamos, lo hicimos, pero no es nuestra culpa, sino de la Corte de los Estados Unidos`. Esto no sería leído como un default, en el sentido de un cese de pagos voluntario, sino como un default forzado”, opinó.
Respecto de las perspectivas para Argentina en materia macroeconómica, dijo: “Es impensable repetir la miseria que ustedes sufrieron en 2001, es incomparable. Además, Argentina va a seguir pudiendo pedir prestado dinero domésticamente, que es lo que ha venido haciendo en los últimos diez años. Y no tendría un problema de desconexión de los mercados de capitales internacionales porque no está actualmente conectada ni dependiente de ellos“.
“Y si además se ve forzado a no pagar, todo ese dinero que iría al pago de los cupones de los bonos puede ser utilizado para otros fines. Por lo tanto, Argentina como país, aunque tenga algunos desequilibrios macroeconómicos, no está de ninguna manera en el camino de miseria que sufrió en 2001“, aseguró.

Nota completa

 

¿Quién le disparó a Argentina?

Por Mark Weisbrot (Codirector del Centro de Investigación en Economía y Política (www.cepr.net ) en Washington, DC. También es presidente de Just Foreign Policy (www.justforeignpolicy.org).)

La mayoría de expertos concuerda en que el caso tiene serias implicaciones para el sistema financiero internacional.La decisión de la Corte significa que un fondo buitre, o cualquier acreedor que se rehúse a participar, puede prevenir o destruir un acuerdo vigente, negociado con el resto de los tenedores de deuda. Debido a que no existen leyes de bancarrota para prestatarios gubernamentales, esto limitaría severamente la capacidad de acreedores y deudores para lograr un acuerdo ordenado en los casos de crisis de deuda soberana. Esto es algo muy importante para el funcionamiento de los mercados financieros internacionales.El grupo de presión de los fondos buitre –un grupo bien conectado y liderado por ex funcionarios del gobierno de Clinton–, conocido como el Grupo de Tareas Estadounidense para Argentina (American Task Force Argentina), gastó más de un millón de dólares en el caso en el año 2013. Luego están los sospechosos habituales en el Congreso, en su mayoría neoconservadores y la delegación de Florida, que desean tener un partido político diferente en el poder en Argentina después de las elecciones.

Nota completa

 

Roubini: “No se debe permitir a holdouts bloquear reestructuración de deuda argentina”.

 El reconocido economista estadounidense Nouriel Roubini afirmó que la decisión de los tribunales de Nueva York, en el caso de Argentina con los fondos buitre, “es peligrosa” y sostuvo que “no se le debe permitir a los holdouts bloquear reestructuraciones ordenadas que beneficien a deudores y acreedores”. El ex asesor económico de la Casa Blanca en la era del presidente, Bill Clinton, señaló que la orden de la Justicia norteamericana es “peligrosa”, porque por un lado “una corte falló por primera vez que un país no puede continuar pagando a aquellos acreedores que aceptaron una gran reducción en sus reclamos hasta que los holdouts sean pagados en su totalidad”.

Nota completa

El especialista británico en finanzas Felix Salmon dijo:

 

“Argentina está haciendo acciones inteligentes”.

El periodista que escribió una fuerte columna a favor del país y contra los buitres consideró ilegal el fallo Griesa.

–¿Cómo ha sido visto el conflicto en los medios de los EE UU? ¿Está la opinión pública con o contra Argentina?

–Bueno, generalmente aquellos que están a favor o en contra de alguna manera están implicados, pero por lo que he visto y sentido, este es un caso increíblemente complicado y la gente no lo entiende demasiado bien. Y para el que no conoce, parece que Argentina defaulteó su deuda y los buitres buscan aquello que les corresponde, por lo que ahora la Corte quiere que paguen lo que deben. En consecuencia, no entienden cuán loco y problemático es el fallo.

–¿Creés que en los últimos seis meses hubo un cambio en cómo los medios de EE UU e Inglaterra ven el conflicto? 

–Creo que ha tomado una importancia mucho mayor. Ha llegado a una instancia a la que creíamos que no iba a llegar nunca. Salvo algunos periodistas especializados, nadie tenía noción de la importancia del asunto. Y ahora, de golpe, todos dicen “oh, esto es algo importante”, el país podría caer en default, y probablemente eso explique el cambio en la forma en la que los medios tratan el litigio.

–¿Por qué cree que este conflicto no era un problema y ha llegado a ser un problema? ¿La decisión de la Corte Suprema cambió todo?

–Sí, este problema del pago del cupón de deuda ha cambiado mucho las perspectivas, y la discusión que se está dando es si van a poder lograr pagarlo o estamos ante un escenario de default. Estábamos dependiendo de la posibilidad de que la Corte Suprema pudiera postergar su decisión, pero eso no sucedió. También creíamos que el stay iba a tardar en levantarse, dejando algo más de tiempo. Cuando nos dimos cuenta, el vencimiento del cupón estaba frente a nuestras narices y no iban a lograrlo. Pero al mismo tiempo si miramos a los mercados, los bonos han subido de precio, tampoco hay un escenario de catástrofe.

-Recientemente Argentina ha decidido pagar a los bonistas del canje y Griesa negó la posibilidad de un stay. ¿Qué opina sobre la situación en que queda Argentina?

Creo que Argentina está haciendo una acción inteligente, diciendo “estamos tratando de pagar esto, pero el problema es que el dinero no llegará realmente a los bonistas. 

Nota completa

 

 

El reconocido economista argentina Aldo Ferrer (Profesor emérito de la Universidad de Buenos Aires) dijo:

 

La apertura de las conversaciones con los representantes de los Fondos Buitre requiere tener en claro las condiciones que determinan la posición argentina. La primera es que, desde la salida de la crisis del 2001, el Estado y los bancos se están financiando con recursos propios. El Estado está cumpliendo puntualmente los servicios de la deuda reestructurada sin pedirle nada a nadie. Acaba de ratificarlo, depositando los fondos para pagar los vencimientos del 30 de junio. Conviene recordar, sobre esto último, que la crisis mundial, iniciada con el derrumbe de las hipotecas norteamericanas y la caída de Lehman Bros., tuvo su origen en la insolvencia de los bancos “muy grandes para quebrar”. Nuestra propia crisis y el derrumbe de la convertibilidad fueron consecuencia de la dolarización y el fondeo externo del sistema bancario. Nada de esto sucede hoy en la Argentina.(…) la fortaleza que conservamos es suficiente para negociar sin miedo ni urgencias. Haya o no acuerdo, el país está parado en sus propios recursos, sin depender de las calificadoras de riesgo ni del salvataje internacional.Si no hay acuerdo, se sumarán nuevos embargos a los 900, incluida la fragata, ya entablados, sin que se interrumpieran las relaciones normales de la economía argentina con el resto del mundo. Si, como está sucediendo, Argentina pone a disposición de los acreedores los servicios de la deuda reestructurada, los problemas son responsabilidad de quien interfiere en la interrupción de la cadena de pagos.Si hay arreglo, en términos compatibles con la fortaleza y el interés argentinos, mejor. Se habrá resuelto otra de las herencias del neoliberalismo, como se acaban de resolver, los diferendos con Repsol, el Ciadi y el Club de París. Pero, en este caso, debe descartarse la fantasía de que van a llover los dólares y las inversiones, que sólo son realizables en una economía sólida y soberana.Conviene no darle a esta cuestión más importancia de la que merece. Los problemas reales de la economía argentina siguen siendo exactamente los mismos el día antes, que el día después del fallo del juez Griesa. No se arreglan ni empeoran por el resultado de estas negociaciones. (…) Es preciso que nos respetemos a nosotros mismos, preservando el orden jerárquico.¿Cuáles deberían ser los límites de la oferta argentina? Los mismos que los de los canjes del 2005 y 2010, que recibieron el apoyo de más del 90 por ciento de los tenedores de la deuda en default. No sólo por la cláusula RUFO sino, principalmente, por una cuestión de principios que nos compromete y ayudaría a implantar las reformas necesarias en el orden financiero internacional. Convendría una ley de nuestro Congreso, que fije una fecha límite para adherir al último canje posibleDespués de esa fecha, Argentina debería desconocer los papeles no canjeados. Conviene señalar a la contraparte que corre el riesgo de no cobrar nunca.Por último, recordemos que operamos dentro de un orden mundial, dentro del cual la inmunidad soberana de los Estados pone límites a la extrapolación de la jurisdicción de tribunales nacionales sobre terceros países. En este escenario mundial, la razonabilidad de la posición argentina ha recogido un consenso prácticamente unánime. Podemos estar tranquilos, no somos el “patio trasero” de nadie.

Nota completa

 

La siguiente opinión de un experto en la materia aclara más aún el verdadero valor del fallado fallo del juez Griesa:

 

Sebastián Soler es un prestigioso abogado especializado en derecho financiero que analiza con rigurosidad y precisión las implicancias del fallo del juez Thomas Griesa, así como posibles escenarios evitando las afirmaciones aventuradas. (…) Obtuvo una maestría en Derecho en la Universidad de Harvard, donde compartió aula con el actual presidente de Estados Unidos, Barack Obama, aunque, aclara, no se hicieron amigos.

(…) “El fallo es jurídicamente extravagante y técnicamente defectuoso. Lo de extravagante no lo digo yo, lo dice el gobierno de Estados Unidos que en el escrito que respaldó la postura argentina frente a la Cámara de Apelaciones expresó literalmente: “La interpretación inédita que hace el juez de una cláusula contractual estándar es contraria al interés público de los Estados Unidos porque altera las expectativas razonables y no controvertidas de cómo debe interpretarse esta clase de disposiciones de los bonos soberanos”. Y es técnicamente defectuoso porque en solo 10 días, desde que el fallo quedó firme, se acumularon demandas, intimaciones y pedidos de aclaraciones de innumerables terceros afectados que no solo lo cuestionan, sino que ni siquiera lo entienden.

Frente al hecho ineludible de un fallo de estas características, Argentina actuó correctamente. Desde un principio ha expresado que está dispuesto a dialogar para alcanzar condiciones que le ofrezcan una solución al 100 por ciento de sus acreedores, o sea los buitres, los demás holdouts y los bonistas del canje.

Nota completa

 

Repasemos ahora algunos de los apoyos políticos o de organismos globales y de algunos medios extranjeros:

 

Fondos buitre: el titular de la OEA expresó su solidaridad con Argentina.

En la sesión especial para tratar el fallo de Griesa, José Miguel Insulza consideró que “es importante pronunciarse pronto” en este organismo multilateral sobre la controversia del país con los fondos buitre.

“Manifiesto mi solidaridad con la Argentina por este fallo”, dijo Insulza en la sesión especial convocada para tratar el reciente fallo del juez estadounidense Thomas Griesa, a favor de pagar la totalidad de la deuda que reclaman los fondos buitre.

Nota completa

La presidenta de Chile realizó estas declaraciones al presentarse ayer ante el Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA), en el marco de la visita que está realizando desde este lunes a la ciudad de Washington y luego de que el organismo expresara su apoyo al país. “Como lo hemos señalado en conjunto con todos los países miembro de Unasur, no podemos permitir que agentes especulativos pongan en riesgo los acuerdos alcanzados entre deudores y acreedores, afectando la estabilidad financiera global”, sostuvo Bachelet.

En la misma línea, Nouriel Roubini, ex asesor económico de la Casa Blanca en la era del demócrata Bill Clinton, señaló que la orden de la justicia estadounidense es “peligrosa”, porque “una corte falló por primera vez que un país no puede continuar pagando a aquellos acreedores que aceptaron una gran reducción en sus reclamos hasta que los holdouts sean pagados en su totalidad”.

“¿Por qué cualquier acreedor futuro que se beneficia de una reestructuración ordenada votaría por ella si sus nuevos reclamos pueden ser bloqueados por, incluso, un solo holdout?”, agregó.

Por otro lado, Roubini –a quien se le reconoce haber anticipado el colapso del mercado inmobiliario que dio lugar a la última gran crisis económica en Estados Unidos en 2008– advirtió que “si los holdouts son pagados en su totalidad, la mayoría de los acreedores que aceptaron la quita pueden requerir ser pagados en su totalidad también”.

“Si eso ocurre, la carga de la deuda del país resurgirá, volviéndose insostenible y obligando al gobierno –en este caso Argentina, que está pagando la mayoría de su deuda– a defaultear de nuevo en todos los acreedores”, alertó en un artículo publicado en el sitio de opinión especializado Project Syndicate.

Tras un extenso análisis de los pasos que llevan a individuos y firmas a contraer deuda y al proceso de reducirlas en contraste con lo que ocurre con los países soberanos, el economista y doctor en Filosofía de la Universidad de Harvard, sostuvo que “la actual saga legal de la pelea de Argentina con los holdouts muestra que el sistema internacional para la reestructuración de deuda soberana ordenada puede estar roto”.

Nota completa

 

Los fondos buitre, una plaga global (Diario El Pais)

Por Hugo Sigman

El caso argentino es emblemático. El país había comenzado a endeudarse a partir de la última dictadura y en 2001 declaró el default más importante de la historia. Cuatro años después, en 2005, y luego nuevamente en 2010, reestructuró la deuda con el 92,4% de los acreedores, pagando puntualmente, desde ese momento hasta hoy, 190.000 millones de dólares. Este último año, además, resolvió su litigio pendiente con Repsol por la expropiación de YPF, con el Ciadi y con el Club de París.

Los fondos buitre no aceptaron entrar en esa negociación. Compraron deuda argentina por 325 millones de dólares y están reclamando 3250 millones; es decir, 1000% de interés en siete años. (…) Algunas versiones indican que, como suele suceder, el fondo buitre NML tenía CDS sobre los bonos argentinos. Se trata de un juego win win: si el fallo es positivo, cobra, y si hay default, también.

Nota completa

China se suma al apoyo al país en causa buitre.

El Gobierno chino aseguró que “entiende las preocupaciones de Argentina” por los problemas de pago a “fondos buitre” que no se acogieron a los canjes de deuda, y expresó el deseo de que se logre una salida negociada “para no perjudicar el desarrollo económico argentino ni su estabilidad social”. 
“Esperamos que se logre un acuerdo adecuado lo antes posible”, señaló en rueda de prensa el vocero del Ministerio de Asuntos Exteriores chino Hong Lei, quien elogió a Argentina por “las medidas que ha tomado en años recientes para reestructurar su deuda y cumplir sus compromisos de devolución de ésta”. 

Nota completa

 

OEA. Insulza defendió a la Argentina en la disputa contra los fondos buitre.
“Cuando se trata de grandes corporaciones-agregó-la responsabilidad limitada se hace más explícita y ha dado pie a una frase: too big to fail (demasiado grande para caer). Para algunos actores indeseados, la eventual quiebra de un Estado nunca es `too big’. No les importa que quien gobierne ese país no haya contraído esas deudas o que esto redunde en aumento de pobreza. Buscan comprar a 10 y ganar a 1000″.

Nota completa

 

El millonario estadounidense que cazó el barco es asesor de Romney.

Opera en Wall Street, es asesor del candidato republicano a la Casa Blanca, Mitt Romney, y uno de los principales contribuyentes a las campañas electorales de este partido.Desde hace varios años, Singer se ha convertido en la pesadilla del Ministerio de Asuntos Exteriores de Argentina. Cada vez que en la Casa Rosada se prepara un viaje se tiene muy presente que los despachos de abogados de Singer permanecen al acecho.Cuando la presidenta Cristina Fernández viaja a Estados Unidos, la larga mano de Singer ya ha pagado con antelación a jóvenes que reparten folletos contra la política del Gobierno allá donde la presidenta se presenta.  “El fondo buitre NML tiene su sede en las islas Caimán, una guarida fiscal que, vale recordar, es una colonia de Gran Bretaña, desde la cual operan quienes no se someten a las leyes de ninguna jurisdicción y han sido denunciados tanto por el G-20 como las Naciones Unidas. (…) El Grupo NML pertenece al especulador internacional Paul Singer y es el principal financista del lobby que opera en la justicia y el Congreso de Estados Unidos con el nombre ATFA (Grupo de Tareas Argentina, por sus siglas en inglés) para perjudicar a nuestro país”.El comunicado del Gobierno de Buenos Aires recordaba que entre las acciones del fondo que preside Paul Singer se encuentra la de “colocar una rata gigante en la puerta de la Embajada argentina en Washington” mientras se celebraba un aniversario de la independencia argentina. Singer no escatima gastos en acciones legales. Y más de una vez logró torcer los planes logísticos del Gobierno. Entre 2007 y 2010, el Gobierno de Argentina tuvo que cancelar vuelos del avión oficial Tango 01 a Estados Unidos y a Alemania para que no lo embargaran.

Nota completa

 

“Fondos buitre buscan ganancias sin importar las consecuencias”.

“Los fondos buitre sólo están guiados por el deseo de obtener utilidades“, de esta forma concisa, el economista estadounidense Thomas Palley describió a los grupos de inversión que litigan contra Argentina en tribunales extranjeros y buscó exponerlos como una pieza natural del sistema, pero que no posee reparos morales.

“Ellos ven una oportunidad para extraer ganancias y la siguen, aunque esta tenga consecuencias muy adversas al interés social”, precisó. “La demanda contra Argentina es un caso en el cual el interés privado suyo está puesto por encima del público y eso es malo. 

Nota completa

 

¿Nadie es profeta en su tierra…?

.
Aun así, en Argentina encontramos algunas visiones diferentes sobre el tema. Los simpatizantes del Viejo Vizcacha ya no disimulan su devoción por los poderosos, aunque eso signifique arrodillarse ante ellos y bajarse los pantalones de la soberanía y entregar la dignidad del país. Ante el primer estallido de Chasquibum recitan a coro:

 

 

 

Ese conjunto de consejos son el principal mandamiento que enarbolan ante el menor ruido de conflicto con el poderoso de turno. Pero este humilde servidor público aconseja repasar primero qué significa ese personaje del principal poema gauchesco del país y la ideología que conllevan esos consejos:

.

.

El Viejo Vizcacha fue el Maquiavelo argentino.

El personaje del Martín Fierro enseñaba las bases de una política despojada de ética y dignidad, y sentó las bases de la “picardía criolla”. Pregonaba la abolición de las lealtades, promovía la obsecuencia y exaltaba el oportunismo. (…) Las enseñanzas de ese personaje lo convierten en una suerte de Maquiavelo gauchesco: la política despojada de toda ética, de toda raíz moral y de toda dignidad encuentra sustrato en el pensamiento de esa renegada creación del pensamiento de Hernández.

El Viejo Vizcacha le dice a un hijo del gaucho Fierro que debe mantener una relación de obsecuencia con el poderoso. Emplea la
metáfora de la rata y su madriguera para elogiar el conformismo; y la del burro
(antítesis de la inteligencia) para decir que lo importante es saber donde
“comer”. 
Desprecia a los pobres (“jamás llegués a parar /

ande veas perros flacos”), recomienda dejar que el otro trabaje, y propone dedicarse a sacar provecho del esfuerzo ajeno.

Nota completa

.

.

Ahora y como complemento de lo anteriormente expuesto, vayamos un paso más allá y analicemos qué significa seguir este consejo del Viejo Vizcacha. Estos adoradores de lo peor del viejo Vizcacha reclaman que obedezcamos las órdenes de un juez de Nueva York sin más, aunque signifique un suicidio económico para el país, y se desviven elogiando la “independencia” de la justicia norteamericana, la seriedad y confiabilidad de sus integrantes… Algo que los mismos ciudadanos y políticos de ese país ponen en seria duda, según puede observarse en las siguientes notas:

 

 

Sólo el 30% de los estadounidenses confía en su Corte Suprema.

Una encuesta realizada recientemente en EEUU indicó que sólo
el 30% de los estadounidenses confían en la Corte Suprema de Justicia de su país.
El dato surge de una encuesta realizada entre el
5 y el 8 de junio por la encuestadora Gallup en la que los estadounidenses fueron consultados respecto de su confianza en 16 instituciones de ese país.Según el informe publicado en el sitio web de Gallup, entre 1973 y 2006 el máximo tribunal de EEUU había mantenido una calificación de confianza de entre el 40 y el 50% y ese número comenzó a decaer desde 2007.Al ser declarada confiable sólo por el 30% de los estadounidenses consultados, el nivel de confianza en la Corte Suprema de los Estados Unidos alcanzó su mínimo histórico, según los registros de la encuestadora.
Nota completa

.

.

Escuchemos ahora la palabra de una senadora de los EE.UU. sobre el tema:

 

En este caso, la demócrata Elizabeth Warren, una académica y senadora
estadounidense que busca concientizar sobre la poca justicia de la Justicia norteamericana
.
Dicha política, franca opositora a los bancos, sentó a los responsables de la Justicia frente a ella y les hizo una simple pero comprometida pregunta, “¿Hace cuánto que no se juzga a alguna empresa de Wall Street?”. De los presentes nadie pudo responder pero sí le aseguraron algo clave: “No debemos enjuiciar a los grandes bancos”.

.

.

Respecto a dicho archivo que data del año 2003, el análisis periodístico lo vincula a la decisión de la Corte Suprema de Justicia norteamericana de desfavorecer a la Argentina respecto a los fondos buitres.

En este video la senadora te cuenta a quién responde la Corte de los EE. UU.

Pero no sólo las corporaciones son “amigas del juez” en los EE.UU. como aconseja el viejo Vizcacha, sino que esa ventaja la disfrutan también los estados o ciudades  de ese país, los que en caso de sufrir los
mismos problemas de Argentina en relación a su deuda pública son tratados de forma diferente
. Veamos de qué estamos hablando:

.

.

La ciudad cayó en la quiebra en 2013, con un default de entre 18 mil y 20 mil millones de dólares.

La justicia de EE UU le da un tratamiento más benigno a Detroit que a la Argentina.

El caso reciente de Detroit, en el estado de Michigan, muestra la doble vara con la que juega la justicia estadounidense al tratar el amparo a dos jurisdicciones distintas como un municipio y una Nación, ante un
default o quiebra.

En 1937 el Congreso de Estados Unidos sancionó una ley
de quiebras que incorporó el capítulo 9, designado especialmente para los municipios. La ley tuvo pocas modificaciones en todos estos años: una en 1976-78, luego de la crisis financiera de Nueva York, y otra en 1988.

Desde 1937 se dieron más de 650 quiebras municipales en los Estados Unidos, de las cuales las más importantes fueron las de Orange
County, California,
en 1994, por U$S 1700 millones; la de Jefferson County, Alabama,en 2011, por U$S 3400 millones; y la más importante de todas, la de Detroit, Michigan, en 2013, por un monto que se estima que llegaría a entre U$S 18 mil y U$S 20 mil millones. Esta cifra es incluso superior a todo lo que la Argentina le debe a los tenedores de bonos que quedaron fuera del canje, también conocidos como holdouts.

Aunque puede ser difícil concebir cómo una ciudad puede llegar a endeudarse en semejantes montos, sin duda, parte de la responsabilidad es política: el alcalde entre 2002 y 2008, Kwame Kilpatrick, fue condenado en 2013 a 28 años de prisión por evasión  de impuestos, extorsión y abuso de poder, entre otras acusaciones. El fiscal de la causa declaró que
“no es el principal culpable de la bancarrota histórica de la ciudad, pero
su administración corrupta agravó la crisis”.

Aquí comienzan las diferencias legales con Argentina.
Dado que el municipio es una entidad pública subnacional, tiene ciertas ventajas por sobre los privados y los Estados soberanos. Pedir una bancarrota pública de la ciudad implica automáticamente un “stay” (una medida cautelar de una corte federal) que detiene cualquier acción legal que pueda hacerse contra el municipio o sus miembros y sus empleados. Por lo tanto, el
distrito tendrá, en tanto y en cuanto se mantenga el estado de quiebra y la
negociación con los acreedores, un paraguas legal para evitar presiones
extorsivas.

Además, la ley le da más margen para actuar: si la ciudad tiene otros litigantes fuera de la quiebra que pueden tratar de congelar
o embargar los bienes, la ley incluye todos los pleitos en un solo foro de negociación.

Además, se le asignará al municipio un juez experto en reestructuraciones de deuda. La ley también habilita a la ciudad a decidir qué contratos asume como responsabilidad a pagar, mientras que puede rechazar al

resto.

Asimismo, la reestructuración de deuda resultante puede ser aprobada por el juez si la mayoría está de acuerdo con la propuesta,
desoyendo a la minoría que se oponga.
Basta con que el juez considere que el acuerdo es equitativo. En ese sentido, el criterio de soberanía se aplica en su totalidad en el caso de los municipios, en el sentido de que su propuesta de reestructuración es tomada o rechazada sin posibilidad de modificaciones. Y así ha sucedido con Detroit.

Todo ello muestra una serie de medidas que permiten mucho mayor margen de acción a las ciudades que a los Estados soberanos ante una quiebra. La inexistencia de una legislación internacional de quiebras, que
ponga énfasis en la diferencia de la bancarrota de un soberano con respecto de
un privado, ha permitido que a Argentina le hayan intentado embargar activos supuestamente vinculados al Estado, que unos pocos bonistas pudieran impedir una reestructuración de deuda aceptada por la enorme mayoría de los acreedores y que la justicia de los Estados Unidos haya impedido que se impusiera una cautelar que es automática por ley para las ciudades en situación de bancarrota.

Para Eric Le Compte, titular de la ONG Red Jubileo de Estados Unidos, “en la mayoría de los países tenemos alguna forma de bancarrota. Lamentablemente, nos sigue faltando un proceso legal internacional equivalente para los países. Este es un elemento que ya pedía el padre de la economía, Adam Smith.” Si existiera tal legislación, “los buitres habrían sido forzados a sentarse a negociar”, observó Le Compte.

Argentina intentó recorrer el mismo camino en 2002, defaulteando y reestructurando una deuda para comenzar sin el pecado original reproducido y ampliado por la deuda externa. Sin embargo, todo ese proceso podría caer, dado que los holdouts podrían obligar al país a pagar el 100% de
lo adeudado.
Esto gatillaría la cláusula RUFO, por lo que habría que hacer
extensivo el pago del total de la deuda al resto de los bonistas, especialmente
los que sí ingresaron a los dos canjes. En consecuencia, toda la reestructuración de la deuda se caería y el país podría ingresar en default nuevamente. Este escenario es la consecuencia generada por el rechazo de la justicia estadounidense de darle a la Argentina el mismo tratamiento que sí
admite a sus municipios.

Nota completa

.

.

Sería más digno para ciertos aprendices de este Maquiavelo criollo que no enfaticen esos consejos del viejo Vizcacha y presten más atención a estos otros:

 

Los hermanos sean unidos

porque ésa es la ley primera,

tengan unión verdadera,

en cualquier tiempo que sea,

porque si entre ellos pelean

los devoran los de ajuera.

 

 

Porque, aunque no parezca, tanto ellos como nosotros somos hijos de la misma Patria. Pero entonces, ¿dónde están los nuestros verdaderos rivales en esta contienda?

 

El hobby del lobby.

Por Horacio Verbitsky

El fallo de la Corte Suprema estadounidense no es sólo contra la Argentina sino parte del conflicto político, económico y cultural interno de los Estados Unidos, una dimensión que aquí no se conoce lo suficiente. Eso abre una brecha que el país puede aprovechar.No pagar la deuda reestructurada e interpretar el fallo como un mandato de negociar con los holdouts. Esa parece ser la línea de interpretación de Griesa, cuya afirmación de que el pago que hizo la Argentina es ilegal, equivale a subrogar la soberanía del Estado Nacional: esos bonos surgen de un contrato celebrado por la Nación con particulares de distinto origen. Ni el
contrato ni los títulos canjeados fueron sometidos jamás a la jurisdicción de aquel magistrado.
Acceder a su pretensión y no pagar pese a que existen los recursos para hacerlo hubiera implicado una violación deliberada a los términos de esos contratos y generado responsabilidad penal de los funcionarios que lo decidieran. En la Argentina es un delito que el deudor le pague más a un acreedor que a otro que está en igual condición. Que Griesa no haya embargado los fondos, sino dispuesto su devolución no cambia el fondo: en cualquier caso prohíbe a la Argentina cumplir con sus obligaciones.
La decisión argentina de depositar el pago en la cuenta del BoNY tal como lo hizo con todos los vencimientos anteriores de la deuda reestructurada rompió la comunidad de intereses que el fallo había creado entre bonistas de todas las especies y bancos intermediarios y en cambio introdujo una cuña entre ellos.
Con un dejo de realismo, Griesa autorizó al Citibank a pagar en dólares a los
bonistas del canje en Buenos Aires. Pero como era de esperar, la Caja de Valores Euroclear reclamó lo mismo, para cumplir con los europeos que poseen bonos argentinos emitidos según la ley de Londres y Cardiff. Hasta este fin de semana, Griesa no había resuelto la cuestión, lo que testimonia su complejidad.
Si se negara, provocaría un aluvión de reclamos por esa  extralimitación, cosa que la Argentina se encargó de recordar en su comunicación a Euroclear
: la cadena de pago de esos bonos emitidos en euros no pasa por Estados Unidos y el Banco de Nueva York que interviene está constituido en Luxemburgo, por lo que el juez de Wall Street no debería tener voz ni voto en la cuestión. Pero si ceptara que los bonistas europeos cobren su parte, igual que los que se rigen por la ley argentina, los únicos que no recibirían nada serían aquellos que reestructuraron su deuda según la ley de Nueva York. Si éste fuera el efecto no buscado del torpe fallo de Griesa que la Corte Suprema confirmó, la crisis se
instalaría en el lugar menos deseado por ellos.
Como lo advirtió el diario The New York Times, si los países prefirieran endeudarse en Londres se generaría un gran problema. Esto menoscabaría el rol de Nueva York como centro financiero mundial y podría tener “un efecto perjudicial sobre el rol sistémico del dólar estadounidense”. Es decir que la Argentina tiene cartas fuertes en la mano y hasta ahora las está jugando con habilidad. Lo hace a partir de una convicción basada en la experiencia de la última década, pero que tiene raíces mucho más remotas. Si la Argentina mantiene la misma firmeza, el propio sistema monetario internacional deberá poner en caja a los fondos buitres, ya que los defaults le son orgánicos y no contingentes.

Desde el primer día la presidente CFK, su jefe de gabinete Jorge Capitanich, el ministro de Relaciones Exteriores Héctor Timerman y el de Economía Axel Kicillof han dicho que el país desea pagar la totalidad de sus deudas, en el curso de una negociación legal y equitativa y que no aceptará ninguna extorsión.Estos términos no son contradictorios sino complementarios y su comprensión muy fácil, salvo para quienes plantean la aceptación sin reparos del fallo de Griesa (lo que redundaría en un default dispuesto por el juez) o las imposiciones de los fondos buitre, que pretenden cobrar sin quita alguna los papeles que compraron por monedas después del default y de la reestructuración de 2005 y a lo sumo aceptarían bonos a largo plazo por el total de su reclamo, más los intereses devengados.

¿Y por casa?

En una de sus conferencias de prensa, Capitanich objetó que la Justicia argentina no hubiera intervenido en el tema. La posibilidad de remediarlo está al alcance del Poder Ejecutivo. La prórroga de jurisdicción a favor de árbitros o tribunales extranjeros sólo es admisible si la Corte Suprema argentina retiene la posibilidad de revisión. Así lo dictaminaron en 1919 el Procurador General de Yrigoyen, José Nicolás Matienzo, y hace 40 años el último Procurador Fiscal de Perón, Oscar Freire Romero. Esta interpretación del artículo 100 de la Constitución histórica (idéntico al 116 de la reformada en 1994) no cede ante ninguna ley.

Nota completa

.

.

Quiénes son los que hacen lobby contra Argentina a favor de los holdouts.

Se trata del grupo American Task Force Argentina (ATFA), creado por Paul Singer, uno de los principales beneficiados por el fallo de la Corte de Estados Unidos, cuyo objetivo principal es crear una imagen negativa del país en el mundo. El grupo American Task Force Argentina (ATFA) es uno de los encargados de crear una imagen negativa del país en el mundo de cara al conflicto con los fondos buitre que no ingresaron al canje.

La agrupación fue creada por Paul Singer, uno de los principales titulares del holdout, que está en litigio con la Argentina y que fue beneficiado por el reciente fallo de la Corte Suprema de Estados Unidos.

(…) su forma de acción radica en realizar tareas de lobby político a través de reuniones con jueces y legisladores. Además, operan a través de los medios de comunicación y organizan manifestaciones públicas en la calles -frente a la embajada Argentina en Washington- y campañas a través de redes sociales.

En el sitio también se ven imágenes que reflejan de manera negativa la buena relación de Argentina con Venezuela -con fotos de Néstor Kirchner y Hugo Chávez- y una alusión a Irán con la foto de Cristina
Fernández de Kirchne
r que reza: “Aliados vergonzosos ¿Un pacto con el diablo?”.

Nota completa

 

 

Y ahora veamos quiénes son los colaboradores locales de estos fondos buitres, estos verdaderos “caranchos” (como los denominamos en nuestra nota) y cómo lo hacen, cómo usan los argumentos de los mismos buitres y comparemos con lo anterior:

 

Dijo  Alfredo Zaiat:

La mayoría de los analistas financieros locales no deja de sorprender. Días antes de que la Corte Suprema de Justicia de Estados Unidos decidiera no ocuparse del juicio de fondos buitre contra la Argentina, eran expertos en materia jurídica y elaboraban diferentes escenarios asignando una baja probabilidad a lo que finalmente ocurrió

Cuando los astros no se alinean según sus designios, la explicación para justificar el yerro o la sorpresa por el desarrollo de los acontecimientos no previstos es que hubo medidas “irracionales” que alteraron el cuadro de situación.

En el caso de los buitres, para esa tribu la respuesta lógica ante un fallo extravagante de tribunales de Nueva York era allanarse a la demanda del fondo de Singer & Cía. sin considerar las consecuencias de hacer ese pago. Una de ellas es la que derivaría de la cláusula RUFO (Rights Upon Future Offers El pago que tan alegremente proponen esos expertos prolongaría entonces la resolución del fallo al resto de los bonistas con un costo de por lo menos 120 mil millones de dólares.

Teniendo en cuenta el ranking de sus aciertos, ese consejo no sería de confiar. 

Una vez más los encargados de tirar fruta desde la verdulería de la City se equivocaron. La Argentina pagó en tiempo y forma el vencimiento de los intereses de los bonos Discount emitidos en cuatro legislaciones (argentina, estadounidense, europea y japonesa). Fue un acto soberano y de estricta racionalidad en términos de defensa del interés colectivo, no así “racional” para la lógica de aceptar cada uno de los pedidos del mundo de las finanzas, aunque fueran desproporcionados. Por ese motivo, un suceso relevante en el curso del caso, como el pago a los bonistas en la fecha de vencimiento, deliberadamente no lo incorporaron en sus análisis diarios. No lo hacen porque la oportuna estrategia argentina de depositar los dólares en las dos cuentas
del Bank of New York Mellon,
agente financiero encargado de distribuir esos fondos a los bonistas del canje, no derivó en la declaración de un default ni de una mora, ni tampoco fueron embargados los dólares ni fue declarada la Argentina en rebeldía por el juzgado cuya jurisdicción es Wall Street. 
Pese a esa evidencia, siguen ignorándola cuando esta última semana se verificó su efectividad con las cartas enviadas al juez por parte de otros afectados por su decisión. Esas misivas correspondieron a bonistas con deuda bajo legislación europea, reclamando por su dinero retenido por el BoNY Mellon, y del propio banco, pidiendo poder girar los dólares a los bonistas porque ya recibió de ellos y del país (Argentina) que lo contrató la advertencia de iniciarle juicios por incumplimiento, daños y perjuicios.A pesar de la existencia de esas cartas, en la City local junto a sus voceros siguen alertando sobre la inminencia del default a fin de mes, sentencia respaldada por desprestigiadas calificadoras de riesgo (Standard & Poor’s y Moody’s) que han probado en estos años que no se dedican a evaluar las variables económicas de los países, sino a calificarlos según simpatías políticas. Lo que está a la vista para quien quiera observarlo sin
rodillas al piso es que el extravagante fallo de Griesa a favor del fondo buitre Elliott, del financista republicano Paul Singer, pretende afectar derechos de terceros (bonistas del canje), poniendo en aprietos al Bank of New York Mellon. Esto lo demostró la Argentina cuando cumplió con su obligación de pagar.

A lo largo de este largo proceso hubo decenas de intentos de embargar activos argentinos, hasta la Fragata Libertad en el principal puerto de Ghana, sin éxito.Los buitres no pudieron embargar ni congelar ningún activo del Estado argentino. Agotada esa opción de acorralamiento, Griesa apostó a retener los dólares de los bonistas para forzar el pago a fondos buitre. Esa fue la última movida del juez: bloquear el canje exitoso de deuda 2005 y 2010 para permitir que fondos buitre cobren. Sin poder capturar activos argentinos, pretendía desviar  un flujo de fondos del país correspondientes a bonistas del canje hacia los  buitres. Pero al concretar el pago del canje en las cuentas número 15.098 y 15.002 del BoNY Mellon registradas en el Banco Central, la estrategia oficial permitió desarmar esa maniobra: esos dólares dejaron de ser un flujo de fondos de la Argentina para convertirse en un activo de los bonistas del canje que por ahora está en poder de la entidad financiera neoyorquina. Para empezar a deshacer el nudo en la madeja que él mismo ha creado, Griesa debería reinstalar el stay (demorar la ejecución de la sentencia) para dar tiempo para que venza el plazo de la cláusula RUFO (diciembre 2014) y para que el marco de la negociación para pagar a los fondos buitre, como ya se ha comprometido la Argentina, sea en condiciones normales. De ese modo todo el caso judicial volverá a los carriles “racionales”.

Nota completa

.

.

Los “Salieris” locales de Griesa juegan con fuego.

Algunos creen haber encontrado en Thomas Griesa al padre colérico que finalmente viene a ponerle límites a las insolencias del kirchnerismo. Es asombroso, pero la figura del juez estadounidense, que se irrita porque debe suspender sus vacaciones ante cada audiencia en la que Argentina defiende su soberanía  financiera, adquiere estatura de monumento en vida para los analistas que derraman sus fantasías en los diarios opositores.

El anciano magistrado, de 84 años, ocupa en los artículos de Marcelo Bonelli, por ejemplo, el mismo lugar de relevancia que Baltazar Garzón se ganó en la historia de la justicia penal universal.

Griesa también puede hacer estallar el sistema, en su caso, el de reestructuración de deudas soberanas a escala global, usando a la Argentina como víctima propicia.
Con países en el mundo cuya relación deuda PBI ronda el 200%, a punto caramelo para la quiebra, ¿cómo se llama eso de exigir, tal como lo hace el magistrado estrella de Bonelli en su fallo y en la interpretación del pari passu decretado por la Cámara de Apelaciones de Nueva York, que los bonos buitres se paguen al 100%, sin quita y sin plazos de gracia, en alineamiento automático con las exigencias de esos mismos especuladores financieros? Jugar con fuego, de mínima. ¿Los fondos buitre, marginales dentro del sistema financiero, quieren en verdad su dinero multiplicado? 
¿O lo que buscan es quedarse directamente con los países, sus activos y riquezas naturales complicándoles la vida con ayuda de jueces indolentes, cuando no cómplices? Desde su poltrona imperial, Griesa juega el TEG con Paul Singer, desconociendo la última e inestable racionalidad sistémica defendida por el FMI, el gobierno de los Estados Unidos, el de Francia, el de Brasil, el de China, el de Rusia y otros 130 países que se pronunciaron en este pleito a favor de la posición de la República Argentina. Porque si Argentina paga a todos a la vez como quiere Griesa, reabre la deuda al infinito y defaultea. Si no paga, ocurre lo mismo. Y si paga, y Griesa boicotea el cobro de los bonistas como lo hizo el viernes, nuestro país corre igual peligro de default. Ante este escenario minado, cabe interrogarse qué tiene el juez en la cabeza que en las audiencias se queja porque toda esta discusión le interrumpe las vacaciones. ¿Quiere que todos los acreedores cobren? ¿Busca que lo hagan sólo los buitres? ¿O en verdad pretende llevarse puesto todo el proceso de reestructuración argentino que es mirado en el mundo como un ejemplo posible de salida al problema de la deuda?

Jorge Lanata vaticinó: “Mi interpretación judicial estricta es que Griesa va a embargar los fondos” para pagarle a los houldouts. Muchos pensaron lo mismo, no sólo él. Griesa se había negado a reponer el stay. La realidad desmintió a todos, incluido a Lanata: el juez imprevistamente ordenó al banco que se abstenga de pagar a los bonistas su dinero y la devuelva al tesoro argentino.
“Cualquier intento de pagarles a los bonistas reestructurados sin pagarles a los demandantes es ilegal”, sentenció Griesa.

¿Puede el juez castigar al 92,4% de los bonistas en su derecho a cobrar en tiempo y forma para beneficiar al 1% que ganó el juicio en Nueva York? Pareciera que sí. El juez les está escamoteando la plata de los bonistas restructurados en sus propias narices. La de Griesa es una resolución inédita.

“Es lindo pelearse con los holdouts”, sentenció en cámara un irónico Marcelo Bonelli, mientras elevaba a Griesa a la categoría de prócer y al gobierno que evitó 900 embargos de los buitres lo hundía en el descrédito. “Cristina intenta ubicarse como víctima política de un complot internacional y ocultar la responsabilidad de la Casa Rosada por la sucesión de errores estratégicos, displicencia y ausencia de profesionalismo en la negociación que lleva a la Argentina a una nueva crisis externa“, escribió el viernes 27, en el “Panorama Empresario” de Clarín, bajo el título“El Gobierno juega con fuego en el borde de otro default“. Se trata del mismo Bonelli que en 2001 elogió el “blindaje”, el “megacanje” y el
“corralito”
, y que pocas horas antes del diciembre negro donde murieron 37 personas por la represión aseguró que estaba “todo bajo control”.

¿Será que Bonelli responde hoy a los mismos intereses que defendió hace 13 años? Convendría entonces ser cautelosos con la verdadera intención oculta de sus profecías. El “megacanje” aumentó de un día para otro la deuda en 50 mil millones de dólares y produjo casi 60 millones en pagos a comisionistas. Algunos fueron bancos, y los bancos suelen ser generosos con ciertos consultores y ciertos periodistas. Es difícil escapar a esas generosidades.

¿Los ataques a Axel Kicillof, que está a la cabeza de la estrategia defensiva de la Argentina en todo este litigio, son gratuitos? Escribió Bonelli, el viernes, mientras los abogados del país litigaban en los tribunales neoyorquinos: “Entre los banqueros se sostiene que la información confidencial sobre los abruptos giros de Kicillof fue utilizada por inversores para hacer suculentas utilidades financieras en estas acaloradas jornadas. Las decisiones generan subas y bajas en los títulos que fueron aprovechados por fondos de inversión con fluidos contactos con el Palacio de Hacienda.” Nadie en el mercado, ni siquiera los banqueros y empresarios que están en la antípoda ideológica del ministro de Economía a quien el diario La Nación recibió el día de su designación reprochándole su condición de marxista y nieto de rabino, llegó tan lejos como Bonelli en la búsqueda alucinada de asociarlo con algún manejo turbio. Además de instalar escenarios de cataclismos permanentes, Bonelli hace rato que está empeñado en meter cizaña entre el ministro y Juan Carlos Fábrega, el presidente del Banco Central, el otro jugador del dispositivo económico general que conduce la presidenta. Pero en su artículo del viernes da un salto en calidad e introduce una serie de presuntos detalles improbables cuya finalidad se descuenta, por repetida: que Elisa Carrió o Patricia Bullrich se presenten en la justicia para iniciar alguna causa mediática que distraiga al ministro de los asuntos trascendentes que lo ocupan.

(…) analistas serios del mercado financiero estadounidense admiten que Argentina estaba 5 a 0 en el resultado, hasta que el país recogió adhesiones internacionales y ordenó el pago a los holdin en el BONY. En concreto, Griesa lo obstruye, aunque  tampoco embargó los fondos e insiste con el papel del negociador. ¿Se puede hablar de un empate sobre la hora? Es prematuro, está por verse. Hay que observar un dato positivo: Griesa no embargó la plata como se suponía, Argentina todavía no defaulteó y los buitres no cobraron. Sobre la hora, casi, con una jugada de alto riesgo –el pago según prospecto–, la Argentina consiguió un tiempo de descuento y, tal vez, hasta penales. No hay que tener miedo a negociar y hay que negociar sin miedo, aconseja Aldo Ferrer. A veces, lo impensado puede suceder.

Nota completa

 

 

Veamos, ahora, lo que dicen los mismos caranchos locales, para quienes gobierno es igual a Argentina y, por lo tanto, considera que los buitres anti-Argentina son aliados suyos contra el gobierno:

.

.

Marcelo Bonelli

El intenso discurso de Axel Kicillof en la OEA esconde una jugada política de la Casa Rosada: endurecer el relato para intentar encubrir una negociación destinada a cancelar –al final– la deuda con los fondos buitre. La acción frente a la OEA busca esa pantalla internacional, ya que el impacto real de la Asamblea sobre la negociación es virtualmente nulo.

Así, la movida diplomática llega tarde, porque el fallo ya es inamovible.
Otra vez Héctor Timerman actuó mal y mostró ausencia de profesionalismo.
Todos dicen manejar información confidencial, que también utilizarían para hacer jugosos negocios con los bonos argentinos.La semana próxima un grupo de legisladores haría una denuncia por el tema que involucraría a Kicillof, Carlos Zannini, Juan Fábrega y Miguel Galuccio. El trabajo, que coordina Elisa Carrió, va a pedir a la Justicia que investigue si el suministro y la utilización de datos confidenciales provistos por los funcionarios configura el delito de dar información privilegiada. El tema se habló el miércoles en la Embajada de Estados Unidos, donde se insiste que la negociación puede fracasar sólo por dos motivos: –La impericia de los funcionarios argentinos.

Nota completa

 

El Gobierno juega con fuego en el borde de otro default.

Por Marcelo Bonelli.

Axel Kicillof anunció ayer en forma oficial el “desacato” de la Argentina al fallo de la Justicia de los Estados Unidos al disponer un pago sólo a favor de los bonistas reestructurados.El anuncio tuvo una sola intención: responsabilizar a Thomas Griesa del nuevo default que afectaría a la economía argentina y que –de concretarse– deterioraría aún más las variables productivas y sociales.Así, el Gobierno de Cristina intenta ubicarse como víctima política de un complot internacional y ocultar la responsabilidad de la Casa Rosada por la sucesión de serios errores estratégicos, displicencia y ausencia de profesionalismo en la negociación que lleva a la Argentina a una nueva crisis externa.La dura postura de la Casa Rosada justificó la réplica de Thomas Griesa, un juez que pretende cobrarse los desplantes de Cristina. Estas posiciones de la Presidenta y del magistrado no ayudan a una solución positiva.Los primeros errores fueron en el 2011 y en el 2012. Amado Boudou y Hernán Lorenzino actuaron con absoluta irresponsabilidad y minimizaron en un comienzo las advertencias de Thomas Griesa.Era el momento de acordar: Argentina tenía 52.000 millones de dólares en sus reservas; Cristina concentraba un gran poder y no había ningún fallo en contra.Después, la Presidente cometió el error estratégico de anunciar que iba a desconocer los fallos de los tribunales de EE.UU., y la Justicia comenzó a actuar contra Argentina.No se cumplió la tesis de la Casa Rosada de que un fallo en contra de nuestro país afectaría al sistema internacional. La medida se dictó y ningún mercado emergente se conmovió.

Nota completa

 

Sólo faltaba una “oportuna” carrió-denuncia contra la presidenta:

La diputada nacional Elisa Carrió publicó este domingo en su muro de Facebook la denuncia penal que presentó contra la presidenta Cristina Fernández de Kirchner por “abuso de autoridad e incumplimiento de deberes de funcionario público”, por no actualizar el impuesto a las ganancias.

Asimismo elevó un proyecto al Congreso para que se le inicie un juicio político por mal desempeño en sus funciones. Basa sus denuncias en los delitos de “abuso de autoridad e incumplimiento de los deberes de funcionario público”.

Nota completa

 

El periodista Alfredo Leuco publicó una carta abierta al Juez norteamericano (aunque parezca mentira):

 

Carta abierta al juez Griesa – 19 de junio 2014.

 

Estimado Mister Thomas Griesa.

Me dirijo a usted con el fin de poner en su conocimiento las distintas costumbres y valoraciones que hay en nuestro país.
Esa ignorancia que usted manifiesta acerca de quienes somos y como actuamos los argentinos es la que lo lleva a cometer errores groseros en sus fallos y
decisiones.Como se dará cuenta, estimado Mister Thomas Griesa, mi intención es ayudarlo. Y lo hago con absoluta buena fe y al solo efecto de contribuir en su cultura general para que disponga de todos los elementos y no nos obligue a ir a un default que a su vez nos llevaría a la quiebra como país.Mister Thomas Griesa, usted debe comprender algo muy básico de la forma de gobernar de nuestra benemérita presidenta Cristina Fernández de Kirchner. Según su concepción de avanzada progresista y emancipadoralos jueces son un espacio mas de la militancia y de los favores por abajo de la mesa y de la pleitesía que se le debe rendir a Cristina.

 ” Medallas y negocios para los nuestros y látigo y palos para los de ellos”, ha sido un principio rector en toda la carrera de Néstor y Cristina. Esa es una convicción que no se negocia. Por eso usted está tan confundido. Desconoce que en este país de los Kirchner los fallos adversos no se respetan y los jueces independientes se destituyen. Ellos no cambian,

Mr Griesa. Insisto, mantienen firmes sus convicciones.

Es la modernización de un viejo axioma que decía al enemigo ni justicia. O justicia legítima. O justicia militante. Son varios los instrumentos que los Kirchner utilizaron para colonizar la justicia y castigar a los rebeldes que no se arrodillaron ante su altar.

 ¿Entiende lo que le digo Mr Griesa? Asi es la justicia en la Argentina. Aca solo se acatan los fallos que Cristina quiere. Aca se le dice a un juez que es un extorsionador y no pasa nada. No debería preocuparse usted por eso. Por eso, estimado Mr Griesa, le digo que usted debería tomarse las cosas con calma. Si la presidenta dijo que no iba a acatar su fallo para pagarle a los fondos buitres es porque no tiene dobleces. La presidenta es coherente.Asi son las cosas por estas pampas, Dear Griesa. Sepa que pronto le van a mandar la AFIP para que le haga una inspección integral, que lo van a insultar por televisión en un programa que se llama six,seven, eight y que en un par de diarios que nadie lee van a publicar algo raro suyo que les dio la ex SIDE y lo van a convertir en campaña para ensuciarlo.Usted, Mr Griesa, vaya preparandose para ej jury de enjuiciamiento como el que le estan haciendo a Campagnoli. No importa que una multitudinaria concentración de ciudadanos lo haya respaldado exigiendo una justicia transparente y de manos limpias. O que se lo acuse de hacer bien su trabajo. Asi funcionan las cosas por aquí, Mr Griesa.Hay sutilezas que usted no entiende, Mr Griesa.
Por eso se atrevió a fallar en contra de nuestro país.
Para este gobierno una cosa es perder UN juicio, que es lo que ha ocurrido y otra cosa muy distinta es perder EL juicio. Ese es nuestro verdadero problema.

Nota completa

 

Y sigamos comparando lo anterior con más opiniones locales:
Retórica kirchnerista en el atril internacional.

Por Martín Dinatale

Cristina Kirchner readaptó la política doméstica a las relaciones internacionales con una admirable velocidad. Pero existen muchas dudas respecto de la efectividad práctica de esa estrategia de retórica kirchnerista contra

los fondos buitre en los foros internacionales donde el Gobierno llevó el litigio argentino con los holdouts.Reclamo en la La Haya. El Gobierno estudia demandar a Estados Unidos en la Corte Internacional de Justicia de La Haya por el fallo que emitió un juez Griesa.Este fue uno de los mejores chistes que oyeron en los últimos tiempos los especialistas en derecho internacional. Es que para presentar una demanda en la Corte de La Haya hace falta que la contraparte, en este caso el Estado norteamericano, acepte esa decisión.La retórica kirchnerista puede provocar efectos en la tribuna local pero sus resultados en el atril internacional no parecerían tener el mismo resultado.
Más bien, parecen ser fuegos de artificio para contentar a la tribuna local y justificar un accionar a futuro que va contradecir el manual que dejó Néstor
Kirchner como legado.

Nota completa

 

.Psicología del desacato.

Por José Luis Espert

En algún lugar, el trasfondo es psicológico, más allá de las intrincadas cuestiones vinculadas con el país. Por un lado, luego de arrasar con cualquier límite institucional doméstico y hacer lo que quiso con el país durante 10 años, el kirchnerismo encontró un límite desde el exterior que encima vino desde su odiado imperialismo yanqui: la justicia americana le decía que para seguir pagando a los bonistas tenía que también pagarles a quienes, al no aceptar los canjes de deuda, el kirchnerismo dio de baja de las estadísticas de deuda pública (durante algún tiempo allá entre 2005 y 2006), de los registros de comercialización de bonos (…).Para tener una idea de hasta dónde se ha complicado el Gobierno por su quiebre mental de haber encontrado un límite a su adicción al vil metal en cash, ahora que aparece negociando con los que ganaron el juicio frente a sus bonistas, hay quienes piensan, desde el punto de vista jurídico, que a Cristina Kirchner, si no quiere entrar en default, no le queda otra que incluir en la negociación a todos los demás holdouts y a todos los bonistas que aceptaron los canjes de deuda 2005-2010 de manera urgente (…).La negativa a acatar la sentencia, y mucho menos pagarla cash, es tan fuerte, que algunos kirchneristas afiebrados piensan con defaultear, culpar a la justicia americana de que no los dejan pagar a los bonistas(mostrando el excelente track record de pagadores de la deuda en la década ganada) y armar una nueva y fatua épica antiimperialista (radicalizando bien al estilo de Laclau)pensando en las elecciones de 2015.Así que de la misma manera que no hay buitres sin deuda, no hay deuda sin déficit, no hay déficit sin políticos gastomaníacos y no hay políticos gastomaníacos sin una sociedad indigna. No estaríamos con la espada de Damocles de la RUFO sin adictos al poder omnímodo y al cash clientelista y corrupto gobernando los destinos del país.

Nota completa

 

Para quien quiera comparar estos argumentos de caranchos locales con los de los propios fondos buitres, puede visitar su blog o las denuncias de nuestro gobierno al respecto:

 

Una nueva campaña difamatoria en medios estadounidenses revela una vez más los métodos inescrupulosos empleados porATFA, que no duda en utilizar el atentado terrorista contra el centro comunitario judío AMIA en 1994 en Argentina para satisfacer su propia avaricia financiera.

Nota completa

Por si algo faltaba en este escenario, el propio “grupo e tareas” antiargentino ya llegó a nuestras costas:


Nancy Soderberg y Robert Shapiro mantuvieron un almuerzo reservado con representantes de los medios más receptivos al reclamo de ATFA

Cómo fue el operativo de los lobistas enviados por los buitres a Argentina.

Enviados por los fondos buitre que litigan contra la Argentina, dos lobistas profesionales pasaron ayer por Buenos Aires y se reunieron con la prensa más receptiva a sus reclamos, como parte de una estrategia para mejorar su imagen en el país. Entre bocadillos de caviar ruso y champagne Dom Perignon, Nancy Soderberg y Robert Shapiro participaron de un almuerzo de negocios en el Hyatt, un lujoso hotel céntrico, donde cuestionaron la posición nacional en la negociación por el pago de bonos que entraron en default en 2001. La American Task Force Argentina (AFTA) es una organización financiada por “holdouts”, es decir, tenedores de bonos, que no entraron en los canjes de 2005 y 2010. Entre los patrocinantes del “grupo de tareas” (esa es la traducción en español de “task force”) figuran la Asociación de Carne de Dakota del Norte o los Ganaderos de Montana y también el fondo Elliott Associates, LP, propiedad de Paul Singer, uno de los principales litigantes contra la Argentina. Desde su sitio web, la organización intenta presionar para que la Argentina negocie a su favor el pago de los bonos en default. Con ese fin, vienen publicando en su página noticias como “¿Cuál es la verdad sobre el acuerdo de la Argentina con Irán?”, o“Argentina e Irán: Aliados Vergonzantes. Un pacto con el diablo” o a directamente frases del estilo “Basta K”.Durante la comilona en el coqueto Palacio Duhau, los codirectores de AFTA, Soderberg y Shapiro, invitaron a los presentes con caviar ruso, faisán en dos cocciones con salsa agridulce de mango y radicchio caramelizado. Para beber hubo agua mineral y champagne Dom Perignon, un espumante que cuesta en vinerías más de 1700 pesos por botella.Entre plato y plato, según publicó Infobae, la organización reclamó “una negociación seria”. Los lobbystas también cuestionaron al ministro de Economía, Axel Kicillof, y pusieron en duda que el país quiera cerrar los reclamos judiciales: “Kicillof no tiene capacidad de tener una negociación técnica con el mediador. No es un abogado, y ningún ministro responsable negociaría algo sin asesores”, opinaron Soderberg y Shapiro.

 

Fuente : Basurero Nacional para Artepolitica

Link corto a “Cronica de una deuda Anunciada”http://wp.me/p78v54-e8

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s